Apimondia: Concurso de fotografía

Apimondia 2019 ha convocado, entre sus numerosas actiividades, el Concurso de Fotografía, cuyo plazo de presentación se prolonga desde el pasado 15 de marzo hasta el 15 de mayo. Este concusor está abierto a todos los aficionados a la fotografía apícola de todos los países del mundo. El tema de este años es «Una abeja en vuelo ».Las bases del Concurso se pueden descargar en Règlements du concours de photos Facebook Apimondia 2019 y visitar la page Facebook

Recordamos nuevamente que APIMONDIA 2019 se celebrará en Montréal (Canadá) del 8 al 12 de septiembre.

Para más información y ver el PROGRAMA COMPLETO ver la web: 
www.apimondia2019.com

Fuente y foto: Apimondia

Galicia en lucha contra la velutina

Los apicultores de Ferrolterra solicitan la colaboración de los vecinos de la zona rural

AGA aconseja las trampas selectivas contra la velutina, que sale del letargo

«¡Reina cazada, nido evitado!». Este es el eslogan empleado por la delegación de la Asociación Galega de Apicultura (AGA) en Ferrolterra para animar a los socios, y a cualquier otra persona, a iniciar el trampeo contra la Vesta velutina nigrithorax. Muchas avispas ya abandonaron el letargo en febrero, «por las temperaturas suaves durante el día y la ausencia de heladas por la noche», explica Rafael Díaz Nieto. El delegado del colectivo en la zona constata que el ciclo de este insecto varía en función de las condiciones meteorológicas.

Dada la peligrosidad del adversario, conviene anticiparse en la batalla contra la proliferación de la velutina. «Debemos empezar con el trampeo e implicar a los vecinos de toda la zona rural, porque el que no quiera, en verano, el riesgo de un nido cerca de su casa, ha de colocar un par de trampas en su huerta o jardín en primavera», recomienda. Los apicultores ofrecerán una ronda de charlas informativas por los concellos de la comarca, además de distribuir carteles y trípticos.

Atraídas por el color amarillo

Al margen del tipo y la forma de la trampa, desde AGA recomiendan pintarlas de amarillo, un color que atrae especialmente a la velutina. Insisten, eso sí, en que se empleen artilugios selectivos, «para evitar la muerte de insectos beneficiosos». El colectivo ha ensayado con varios modelos y ha empezado a utilizar trampas en seco. «En el interior de la típica botella de plástico ponemos una esponja empapada en líquido atrayente, con agujeros de unos cinco milímetros y en el tapón le hacemos unos barrenos de siete milímetros, por los que puede entrar la velutina, pero no la Vespa Crabro ni las mariposas, que son de mayor tamaño», indica Díaz. Reconoce que el método resulta «menos eficaz, pero por lo menos se evita que los insectos más pequeños que entren se ahoguen, ya que pueden salir».

También han diseñado un excluidor de reinas. «Es un dispositivo con alambres horizontales, que deja entrar a las obreras, pero no a las reinas, porque son más anchas, y otros insectos entran y salen sin ningún problema», describe el delegado de AGA, empeñado en conseguir un sistema efectivo que no resulte nocivo para otras especies.

¿Dónde y cómo trampear?

Las trampas deben situarse a un metro y medio de altura, en los alrededores de los nidos de velutina eliminados el año anterior (en un radio de entre 100 y 150 metros); cerca de plantas de especies de origen asiático, frutales en flor o árboles con polen o pulgón, como el sauce; en las cercanías de composteros y cobertizos donde se guarden colmenas o alzas; y en un radio de 100 metros en torno a los apiarios.

Los apicultores aconsejan colocar en la trampa un ejemplar de avispa asiática congelada, a poder ser una reina, «ya que atraerá a sus congéneres por efecto de las feromonas y actuará como repelente para las abejas». El trampeo ha de ser itinerante, moviendo los dispositivos entre 150 y 200 metros, «ya que las reinas fundadoras, cuando salen del letargo invernal y con tiempo estable, inician sus nidos primarios y para alimentar a la primera cama, apenas se trasladan alrededor del nido unos 150 metros».

Pero en cuanto nacen las obreras, estas se mueven varios kilómetros en busca de comida. De ahí que el trampeo fijo y aislado «dé escaso resultado para proteger el colmenar». Conviene cambiar el líquido atrayente cada 15 días. ¿Qué producto funciona mejor? Al margen de las marcas comerciales, AGA Ferrolterra propone mezclar 25 gramos de levadura fresca de panadería y un kilo de azúcar, y disolverlo en dos litros y medio de agua templada. Aseguran que «va bien, con temperaturas suaves o altas».

Una investigadora gallega desarrolla un sistema para calcular dónde están las colonias y eliminarlas

Renovar el líquido cada 15 días

Una investigación de la Universidad de Vigo y financiada por la Diputación de Pontevedra está tomando la forma de un manual que espera llegar en poco tiempo a los apicultores y personas interesadas en la velutina. En esta publicación se explica un método asequible, eficaz y relativamente fácil de localizar los nidos de ese insecto para poder eliminarlos. La responsable de ese estudio es la investigadora Sandra Rojas, quien explica que «uno de los métodos más efectivos para reducir la población y el impacto de la velutina es destruir los nidos». El problema, argumenta, es que estos suelen ser detectados muy tarde, cuando los árboles pierden sus hojas en otoño. «En ese momento localizarlos no sirve de mucho, porque muchas veces las reinas ya abandonaron el nido para hibernar». El objetivo que se marcaba la investigación era, por tanto, conseguir localizar los nidos cuando la población de insectos todavía está aumentando.

El estudio tomó como base el conocido como método chino, que consiste en el seguimiento activo de la avispa, caminando, hasta el nido. Un sistema que «tiene muchas limitaciones», tal como explica Sandra Rojas: «Las avispas se paran, intentan quitarse los hilos que se les ponen para identificarlas, y además es complicado porque hay que ir mirando hacia arriba y caminar deprisa para seguirlas».

El objetivo de Rojas era mejorar ese sistema. «En verano lo que hicimos fue poner cebaderos de proteína, pollo y pescado. Las avispas cortan un trozo de esa carne y se la llevan directamente al nido, así que comenzamos a marcarlas con colores, con pintaúñas o con pinturas convencionales para abejas». Entonces «lo que hacemos es colocarnos en el cebadero y anotar el momento de la salida y la dirección, y así obtenemos las rutas de alimentación de todos los individuos que están yendo al cebadero. Con esas rutas y en función del tiempo que tardan, puedo establecer áreas donde probablemente están los nidos».

El trampeo masivo y la retirada de nidos ya no bastan contra la velutina

Mónica P. Vilar

El método ensayado por la investigadora no solo permite calcular la dirección en la que se encuentran los nidos, sino también la distancia a la que están. «A través de este sistema pueden localizarse el 80 % de los nidos. Para el otro 20 %, los de más difícil detección, lo indicado es el método chino», explica Rojas. «Es un sistema bastante práctico, que puede hacer cualquiera con una brújula. Yo recomiendo que lo hagan entre dos apicultores», dice. ¿Cuándo? «Lo ideal es en primavera y comienzos de verano, porque la mayor demanda proteica de la velutina es cuando la población está aumentando».

Científicos del Institut National de la Recherche Agronomique francés y de la universidad inglesa de Exeter han desarrollado una técnica de detección de nidos, pero de una mayor complejidad que la que ensaya Sandra Rojas. Se trata de equipar a los insectos con un dispositivo de localización que se coloca en su abdomen, de tal manera que cuando la avispa regresa al nido, los investigadores pueden averiguar su situación a través de las señales que emite el localizador. El método, dice Sandra Rojas, es eficaz pero costoso -cada localizador cuesta en torno a 200 euros-. Además, el artilugio tiene un alcance de 800 metros y el rango de vuelo de la velutina puede llegar a ser de cinco kilómetros.

A lo largo de este año, Sandra Rojas espera poder trabajar con ese equipo de investigadores europeos para intercambiar conocimiento y experiencias que les permitan avanzar en el objetivo común de frenar la expansión de la velutina en Europa.

Las altas temperaturas provocan el despertar anticipado de la velutina

María Santalla

Nido primario de avispa asiática velutina.Nido primario de avispa asiática

Se ha detectado en las Rías Baixas, en zonas en las que el eucalipto ya ha florecido

Si la velutina mantuviese su comportamiento habitual, sus reinas deberían seguir hibernando todavía unas semanas, hasta bien avanzado el mes de marzo. Pero a la avispa asiática le gusta salirse del guion, y lo ha hecho una vez más. Las altas temperaturas de los últimos días han hecho que algunas reinas despertasen y comenzasen, de forma anticipada, su ciclo anual, que se abre con la construcción de nidos primarios. El fenómeno ha ocurrido, constatan los apicultores, en las Rías Baixas, donde se han visto ya las primeras velutinas.

Temperaturas por encima de veinte grados durante el día y ausencia de heladas por la noche han permitido que las reinas hayan despertado en esa zona. Otro factor puede contribuir a ello: la floración del eucalipto, que proporciona comida para la especie. «Hai xa quen relaciona a floración do eucalipto coa avespa. Na natureza está todo relacionado con todo», explica Xesús Asorey, portavoz de la Asociación Galega de Apicultura (AGA).

Fuente y fotos: La Voz de Galicia

España: Constitución de una confederación de criadores de la abeja negra ibérica

Según afirman tienen la voluntad de constituir la confederación en los próximos meses; en estos momentos ya hay creadas varias asociaciones autonómicas que formarán parte de ella y estamos acordando la forma de trabajar, el régimen interno etc.

Esperamos que esta noticia sirva al MAPA como estímulo para dar los pasos necesarios para el reconocimiento de Apis mellifera iberiensis y así poder empezar a recorrer el camino necesario para la implantación de un Programa de Cría de la abeja ibérica.

Mediante una Nota de Prensa nos llega a VIDA APICOLA, firmada por Egoitz Galartza, esta carta de presentación del grupo de trabajo para la creación de una confederación de asociaciones de criadores de abeja negra ibérica.

Este es el texto de la Nota recibida:

CARTA DE PRESENTACIÓN DEL GRUPO DE TRABAJO PARA LA CREACIÓN DE UNA CONFEDERACION DE ASOCIACIONES DE CRIADORES DE Apis mellifera iberiensis


La abeja negra ibérica, Apis mellifera iberiensis, es la raza de abeja que de forma natural está presente en la Península Ibérica, con un censo estimado (no hay datos oficiales) de más de dos millones de colonias. A pesar de este gran número de animales, paradójicamente, la abeja negra ibérica todavía no está reconocida como raza ganadera por parte del MAPA y no se encuentra incluida en el Catálogo Oficial de Razas de Ganado de España.
A pesar de este gran número de colonias, en nuestro país no se ha implantado un Programa de Selección y Mejora Genética para la mejora de caracteres deseables (mansedumbre, comportamiento higiénico, baja tendencia a la enjambrazón etc.) utilizando la evaluación genética como base, como sí se ha realizado en otras ganaderías, aunque sí ha habido diversas iniciativas de apicultores u organismos que de forma individual han realizado avances.
Para intentar paliar esta situación, un grupo de apicultores de diferentes autonomías y asociaciones interesados en la conservación y mejora de la A. m. iberiensis nos hemos unido con estos objetivos:
 Lograr el reconocimiento como raza ganadera de Apis mellifera iberiensis por parte del MAPA.
 Implantar un Programa de Cría (Libro Genealógico y Programa de Mejora) con la abeja negra ibérica.
 Promover las virtudes y velar por la pureza de esta raza de abeja.
 Incrementar y divulgar conocimientos sobre selección genética.
Para la realización de estos fines vamos a constituir un organismo estatal que se haga cargo de la gestión de la raza. Este organismo será una Confederación de Asociaciones de Criadores de Apis mellifera iberiensis. En estos momentos, se están formando las asociaciones de criadores autonómicas, que serán las que integren la confederación.
Este grupo de apicultores cuenta con un Programa de Mejora Genética, con pruebas de rendimiento establecidas y su evaluación genética correspondiente.
Estamos trabajando sobre una hoja de ruta establecida: Se ha creado un grupo de trabajo, que está impulsando la creación de las asociaciones autonómicas y sentando las bases de la confederación (estatutos, régimen interno etc.). Cuando el grupo de trabajo termine con su cometido, los resultados se mostrarán en una reunión pública, donde se podrá debatir sobre los diferentes aspectos. Después de esta reunión, otro grupo de trabajo (o el mismo si así se decide), realizará los cambios decididos si los hubiera y constituirá la confederación firmando el acta constituyente. Después, una de las labores de la primera junta será convocar la asamblea general.
Esta iniciativa está abierta a todo aquel que se comprometa a cumplir con lo propuesto y esté dispuesto a realizar las pruebas de rendimientos, recoger datos y facilitarlos para su evaluación. Si estás interesado, puedes escribir un email a la dirección provisional confeiberiensis@gmail.com y podremos orientarte hacia la asociación o grupo activo de tu comunidad.
Un saludo,
Apicultores de Andalucía, Aragón, Cantabria, Castilla La Mancha, Cataluña, País Vasco, Extremadura y Navarra.

Francia: 43º Congreso de la FNOSAD

Del 25 al 27 de octubre tendrá lugar en Facon (Francia) el 43 Congreso de la Federación Nacional de Organizaciones Sanitarias Apiíolas Departamentales.

Más información:

Florentine Giraud

Vétérinaire

Chargée de projet à la FNOSAD/ Rédactrice pour La Santé de l’Abeille

Fédération Nationale des Organisations Sanitaires Apicoles Départementales

https://www.fnosad.com/

Tel :+33 06 45 24 19 46 (lunes,martes y jueves)